Sinopsis del libro LA NUEVA CRONOLOGÍA Y EL APOCALIPSIS, de Andreu Marfull-Pujadas

Sinopsis del libro LA NUEVA CRONOLOGÍA Y EL APOCALIPSIS, de Andreu Marfull-Pujadas
La Nueva Cronología no es una puerta habitual para profundizar en la Historia, pero es lo suficientemente interesante como para no mantenerla cerrada. Tras cruzarla un factor singular le aporta luz. Seguir su camino lleva a respuestas sorprendentes, a las que se llega como una cadena de lógicas que se acumulan una tras otra, como una pieza del dominó que cae y hace caer otra que se encuentra justo detrás, y así sucesivamente, hasta llegar al final, donde todas terminan cayendo.
¿Por qué el Apocalipsis?
El Apocalipsis es un libro exclusivo de la Biblia cristiana. Entre otras cosas se cuenta que Babilonia, la ciudad que reina sobre los reinos de la tierra, entrará en decadencia ya que está prostituida. Según las investigaciones de la Nueva Cronología este relato se habría escrito con motivo de la ocupación otomana de Constantinopla en el año oficial 1453. Pero Babilonia existía, y era la ciudad más importante, a nivel simbólico, del Mundo. Se trataba de la actual ciudad de El Cairo, donde se encuentran las pirámides de Gizeh.
En este trabajo se demuestra que Babilonia ha sido siempre El Cairo (actualmente es el nombre de su ciudad histórica) y que detrás de la Torre de Babel y su mito se encuentra la pirámide de Keops. Pero se habla de muchas más cosas. De acuerdo con la Nueva Cronología, las pirámides habrían sido construidas entre los siglos XIV y XVI, hace pocos siglos, e incluso podrían haber sido intervenidas en los tiempos de Napoleón. De este modo, se resuelve tácitamente gran parte de su misterio. Pero, ¿por qué esta manipulación?
Su traslado temporal hasta 4.000 años atrás y el traslado espacial de Babilonia a Mesopotamia tendría una misión simbólica: borrar la memoria de nuestra civilización humana comuna y edificar una historia falsa a medida de los nuevos poderes de la Europa Occidental que se habrían constituido en los siglos XVI y XVII, para colonizar el Mundo en nombre del Cristianismo. Por ello habría sido necesario justificar un relato bíblico que se estructuraría sobre la figura del mito idealizado del Cristo Jesús. La Nueva Cronología nos muestra el cómo y el porqué.
Jesús no fue quien se dice ser en el Nuevo Testamento. Fue un emperador romano traicionado por sus iguales, que lo detuvieron, lo juzgaron sin compasión y lo tuvieron tres días expuesto a las torturas de su propio pueblo: Andrónikos Comnenos (1118/1152-1185). De la misma forma, la Biblia y toda la Historia Antigua habrían sido una obra impulsada en los siglos XVI y XVII sobre hechos reales acaecidos a lo largo de la Edad Media.

 

LA NUEVA CRONOLOGÍA Y EL APOCALIPSIS. Versión castellana.pdf
1a. edición. Noviembre de 2015. Barcelona: autoedición. 107 páginas.

Home
La Home en Catala i Espanyol